Pecado No. 3: Inexperiencia & Las Rocas Que Caen del Cielo

Panamá, Casco Viejo, Casco Antiguo

Para desarrollar edificios en el Casco Antiguo es importante tener experiencia previa en algún campo de la construcción. Esta es una actividad que debiese tener en su etiqueta letras grandes que digan “No Apto Para Personas Con Problemas de Corazón”.  O saben lo que están haciendo y por tanto tienen un sentido realista del sueño que desean realizar, o son poseedores de una mente curiosa, una personalidad práctica pero apasionada, que no titubeará para enrollarse las mangas y meterle el hombro al caso investigándolo todo, aprendiendo y sudando la gota gorda con una sonrisa. He visto ambos casos funcionar bien.

Lo que no funciona es tratar un proyecto en el Casco Viejo como “un hobby”, y enmarcarse en una mentalidad de “no, yo sólo contrataré a alguien para que lo haga por mí, y me lavo las manos.” Normalmente esto termina en nada: un propietario sin un sentido real de lo que ocurre en campo está destinado a fallar; y delegar sus responsabilidades como dueño y líder a una persona o equipo que no tienen su piel en el proyecto es el camino equivocado para este tipo de actividad.

Me recuerda mucho al viejo comercial de una aseguradora, en donde todos estaban felices mientras nada ocurría, pero cuando un día de manera repentina cae una gran roca del aire y aplasta el carro, todo el mundo sale corriendo y dejan al pobre dueño con el desastre y solo (probablemente culpando a la roca?).  Es cierto que no existen garantías y que siempre habrá algo que surja de manera inesperada al punto en que recibir pedradas desde el cielo puede comenzar a parecer una posibilidad real.  Sin embargo, tener experiencia y/o estar 100% involucrado es la mejor manera de prevenir estas situaciones o al menos mantenerlas al mínimo.

Les suena a sentido común? se sorprenderían de saber la cantidad de “pecadores” que hay por ahí…

 

falling rocks sign

Comentarios cerrados.